Hoy es un Día para Reevaluar y Redefinir las Metas

Para el día de hoy, quise presentar un artículo corto, donde quiero invitar a todos mis lectores a hacer un análisis interno. Considero que es importante cada cierto tiempo hacer una pequeña pausa en el camino, en la cual de una manera muy desprevenida y ante todo honesta, evaluamos lo que estamos haciendo y lo que hemos dejado de hacer. Recomiendo esto tanto para emprendedores, como para trabajadores, estudiantes, amas de casa y mucho más. Esto va de la mano del tema del Plan de Vida, que he mencionado en varias oportunidades.

El primer paso que sugiero para realizar esta pequeña pausa, es dejar al lado todos los sentimientos (puede que no sea fácil), que se desconecte del mundo y sus tecnologías (apagar computador, teléfono y demás) y que encuentre un lugar donde puede pensar tranquilamente. Esto se asemeja mucho a lo que uno haría en un proceso de meditación, Yoga o prácticas similares. Puede sentarse o acostarse, sin embargo a muchos el acostarnos nos dificulta este tipo de práctica, puesto que o nos dormimos o empezamos a pensar en otras cosas. La idea es que encuentre lo que a usted más le sirva y donde pueda hacer un análisis exhaustivo de su situación.

Ya con el lugar definido, le propongo que piense lo que ha realizado en los últimos meses. Piense cuáles eran sus metas, digamos a principio de año y cuáles ha logrado, cuáles no y cuáles todavía puede lograr. Analice la razón por la cual ha logrado éxitos, pero también por qué ha fracasado. Y lo más importante, si se ha desviado del camino propuesto, cómo puede hacer para retomarlo. Y si hay cambios en el camino, por accidente o decisión propia, interiorícelos y acéptelos.

Este es un ejercicio que yo realizo con frecuencia. Cada semana o par de semanas, me regalo entre 15 minutos y una hora para hacerme este autoanálisis. Además, cada 3 o 4 meses, me tomo un día libre y hago un examen de mayor profundidad. He encontrado que esta práctica me ayuda a mantenerme en contacto no solo con mi parte espiritual (que considero vital), sino que además me doy cuenta de errores que he cometido, que de otra forma pasan desapercibidos.

Lo invito a practicar esto una sola vez, solo 15 o 20 minutos y me cuente como le va con esto. Si le gusta, le recomiendo volver esta práctica parte de su rutina semanal y mensual. Aunque para muchos esto será una práctica de la llamada Nueva Era, yo lo considero algo mucho más grande, que en un mundo de alta velocidad, corriendo todo el tiempo y con altos niveles de estrés, sirve para mantener los pies sobre la tierra.

Imagen tomada de Flickr.com

1 comentario
  1. Tienes mucha razon en cuanto a definir nuestras metas,estas van de la mano con nuestros sueños que queremos se concreten,una forma facil es tener fotos de ellos y visualizarlos diariamente, y nunca dejar de seguir nuestro objetivo en la vida sea cual sea.saludos

Deja una respuesta

Ahora, validemos que eres un humano: 96 − 87 =